Año 2013 / Volumen 20 / Número 4

Revisión MBE

Meningitis tras anestesia y analgesia espinal

Rev Soc Esp Dolor 2013; 20(4): 186-190

M. Robles Romero, M. A. Rojas Caracuel y C. del Prado Álvarez (Servicio de Anestesia y Reanimación y Terapéutica del Dolor. Hospital de la Axarquía. Vélez-Málaga)


ABSTRACT

The objective of this review is an update on etiology, diagnosis, prevention and treatment of meningitis after spinal anesthesia and analgesia. Although it is a major complication of this technique and its incidence is low, there are more and more frequent cases in the medical literature. According to its etiology are classified in septic meningitis, viral and aseptic. The septic meningitis are the most common, and its etiology increasingly plays a more prominent role as Streptococcus salivarius agent involved. Aseptic meningitis are classified as those in which cerebrospinal fluid culture is negative, with a latency period of symptoms less than six hours, which may present with eosinophilia in the cerebrospinal fluid and levels close to normal in the CSF glucose. They usually have good response and evolution with antibiotic treatment with vancomycin and third-generation cephalosporins. Prophylaxis influence the aseptic precautions, especially the use of a face mask to perform the technique, as practical to reduce the incidence of bacteria whose origin is in the oral cavity and oropharynx. They could also reduce the incidence of aseptic meningitis measures such as hand washing, use of gloves and skin antisepsis. The differentiation between aseptic meningitis and septic will more securely when standardize techniques for detecting bacterial genome in the cerebrospinal fluid, now labeled as aseptic meningitis those in which cerebrospinal fluid culture is negative and whose negative Gram stain . Although the prognosis and evolution in general features of meningitis after spinal anesthesia and analgesia is good, compared with community-acquired meningitis, the low virulence of the bacteria involved (Streptococcus salivarius), cases have been described with poor outcome suppurative meningoencephalitis have led to death within hours.


RESUMEN

El objetivo de esta revisión es una puesta al día en la etiología, diagnóstico, profilaxis y tratamiento de la meningitis tras anestesia y analgesia espinales. Aunque es una complicación mayor de esta técnica y su incidencia es baja, cada vez son más frecuentes los casos publicados en la literatura médica. Según su etiología se les clasifica en meningitis sépticas, víricas y asépticas. Las meningitis sépticas son las más frecuentes, y en su etiología cada vez juega un papel más destacado como agente implicado el estreptococo salivarius. Como meningitis asépticas se clasifican aquellas en las que el cultivo de líquido cefalorraquídeo es negativo, con un periodo de latencia de síntomas inferior a seis horas, que pueden cursar con eosinofilia en el líquido cefalorraquídeo y unos niveles cercanos a la normalidad en la glucorraquia. Suelen tener buena respuesta y evolución con tratamiento antibiótico con vancomicina y cefalosporinas de tercera generación. Como profilaxis incidir en las medidas de asepsia, sobre todo en el uso de mascarilla facial para realizar la técnica, como práctica para disminuir la incidencia de gérmenes cuyo origen está en la cavidad oral y orofaringe. Asimismo podrían reducir la incidencia de meningitis las medidas de asepsia tales como el lavado de manos, uso de guantes y asepsia de la piel. La diferenciación entre meningitis séptica y aséptica se hará con mayor seguridad cuando se estandaricen las técnicas para detectar genoma bacteriano en el líquido cefalorraquídeo; actualmente se etiquetan como meningitis asépticas aquellas en las que el cultivo de líquido cefalorraquídeo es negativo y cuya tinción de Gram es negativa. Pese a que el pronóstico y evolución en rasgos generales de las meningitis tras anestesia y analgesia espinal es bueno, en comparación con las meningitis adquiridas en la comunidad, por la escasa virulencia de las bacterias implicadas (Estreptococo salivarius), hay descritos casos con mala evolución de meningoencefalitis supurativa que han llevado a la muerte en pocas horas.


Artículos relacionados

Instrucciones para citar

M. Robles Romero, M. A. Rojas Caracuel y C. del Prado Álvarez (Servicio de Anestesia y Reanimación y Terapéutica del Dolor. Hospital de la Axarquía. Vélez-Málaga). Meningitis tras anestesia y analgesia espinal. Rev Soc Esp Dolor 2013; 20(4): 186-190


Descargar a un gestores de citas

Descargue la cita de este artículo haciendo clic en uno de los siguientes gestores de citas:

Métrica

Este artículo ha sido visitado 718 veces.
Este artículo ha sido descargado 3 veces.

Compartir

Este artículo aun no tiene valoraciones.
Valoración del lector:
Valora este artículo:
© 2020 Revista de la Sociedad Española del Dolor
ISSN: 1134-8046   e-ISSN: 2254-6189

      Indexada en: